¿Qué fruta es la Mano de Buda?

Mano de buda es una variedad de cítrico cuyos frutos están fragmentados y se asemejan a los dedos de una mano. La fruta tiene una piel gruesa, muchas veces no tiene jugo ni semillas.

Es muy apreciado por el intenso aroma, esto llama la atención de chefs, que lo utilizan para darle un toque original a sus platos y postres.

Mano de Buda verde de Quieronaranjas


A pesar de su aspecto, ese fruto lo produce la madre Naturaleza de manera espontánea, sin que se haya modificado genéticamente. Lo cierto es que el mano de Buda es una variedad de Cidra muy aromática cuya temporada se extiende desde septiembre a abril.
La Mano de Buda es un cítrico complicado para su cultivo, ya que el árbol no cesa su crecimiento incluso en invierno, estación que los cítricos están hibernando, esto provoca que cuando la temperatura baja de 0 grados se hielan los brotes y las flores.

Otro problema es que las flores abortan un 95 % por tanto los frutos que produce son muy pocos, por esto su elevado precio. Se usa en pequeñas porciones, como ralladura, finas lonchas y multitud de usos en la alta cocina Gourmet.

Cultivo del Mano de Buda de Quiero naranjas

Entre la parentela de este curioso fruto, hallamos al limón y a la naranja.

¿Por qué se llama Mano de Buda?

Al parecer porque se asemeja a unas manos entrelazadas orando al Buda en los templos budistas. En algunos libros de la literatura abran detectado ciertas similitudes entre la mano de Buda y el dios extraterrestre Cthulhu y un poco más cerca podemos detectar el parecido en ‘Piratas del Caribe’. Por lo tanto, esta fruta nos alimenta por partida doble, nuestro cuerpo y nuestra imaginación.

La mano de Buda, es un cítrico que se ha puesto de moda

Alguna leyenda dice que la mano de Buda fue el primer cítrico que llegó a Europa gracias al interés de Alejandro Magno y sus tropas por las curiosas formas de esta fruta. Sin embargo a pesar de su parentesco con el limón, en la Mano de Buda es muy difícil encontrar una semilla. Esta singularidad se explica porque estamos ante un fruto abortado cuya flor no ha sido fecundada, puesto que el pistilo de la planta es estéril.

¿El Mano de Buda tiene pulpa y zumo?


No tiene pulpa ni jugo, en el interior es como una esponja blanca, en ocasiones muy raras tienen un poco de pulpa y zumo.
Por supuesto, la mano de Buda puede ser versátil se atreve con todo y es una fruta con gran desparpajo culinario que podemos incorporar a múltiples elaboraciones. Lo cierto es que este cítrico único, difícilmente puede reemplazar al limón, puesto que hablamos de una fruta carente de pulpa, por lo tanto sin jugo, pero con una piel cuyas impresionantes cualidades aromáticas la convierten en perfecta para cocinar.

Mano de Buda listo para recolectar de Quieronaranjas

Basta con tocarlo con los dedos para aromatizar las manos

Tiene unos aceites esenciales en su piel que aromatizan fácilmente platos como, caldos, guisos, postres, infusiones, helados, cocteles o masas, especialmente en la preparación de gin-tonics.

Por otro lado cuando está madura la fruta, su parte blanca, es dulce y se puede comer en crudo, confitar en almíbar o sencillamente cocinar a la plancha con finas láminas, para acompañar platos de pescados por ejemplo.
A este original cítrico se le atribuyen propiedades digestivas, expectorantes y tónicas. Además, su aroma ha servido de inspiración desde la antigüedad para elaborar perfumes y cosméticos.
Además resulta rica en aceites volátiles y goza de un gran contenido en compuestos aromáticos como la diosmina, la limonina y la cumarina.
Al igual que el resto de cítricos, la mano de Buda nos proporciona vitamina C.

Es evidente que la mano de Buda puede aportarnos el toque de sofisticación y aroma que buscamos en nuestros platos. De esta manera, podremos diferenciarnos mucho, tanto con su exótico sabor como en el aroma de nuestros platos.

¿Cuantos días dura un Mano de Buda después de recolectarlo?

A temperatura ambiente aguanta con muy buen aspecto varios días. Luego sus dedos se reblandecen. En frigorífico se conserva hasta un mes.

Javier Casesnoves

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.